La bomba de calor en las secadoras

0

La tecnología de las secadoras ha avanzado mucho en los últimos años y eso puede causar mucha confusión.

Hay distintos tipos (evacuación, condensación y bomba de calor), pero… ¿en qué se diferencian?, ¿Cuál seca mejor?, ¿cuál de ellas consume menos energía?

En este artículo nos centraremos en las secadoras de bomba de calor pues son el modelo más sostenible y más innovador no sin antes indicar brevemente las características de las dos anteriores. Así aclaramos todas las dudas.

Las secadoras de evacuación fueron los primeros modelos que salieron al mercado. Se caracterizan porque necesitan una salida de agua al exterior y por que consumen mucha energía porque funcionan con una resistencia eléctrica.

Por todo ello son las más baratas ahora mismo.
Después llegaron las secadoras con condensación. Estas también funcionan con una resistencia eléctrica, al igual que la anterior, pero se diferencian en que incorporan un condensador. El aire caliente pasa por la resistencia y se calienta para después aplicarlo sobre la ropa del tambor para secarla. El aire pasa después por un condensador de tal forma que la humedad se condensa y el agua va a parar a un depósito. Lo bueno de la secadora de condensación es que aprovecha el mismo aire una vez quitada la humedad y lo vuelve a introducir en el tambor. Por esta razón estas secadoras son un poco más eficientes que las anteriores.

¿Y la secadora de bomba de calor?, ¿cómo funciona?

Son mucho más eficientes que las anteriores porque básicamente no calientan el aire tantas veces como una secadora de condensación. Lo que hacen es transportar el calor de un sitio a otro para aprovecharlo al máximo.
Además estos modelos secan a temperaturas inferiores y esto hace que la ropa salga un poquito más húmeda. Esto es totalmente normal, aunque notarás diferencia si antes has tenido una secadora de evacuación o condensación.

Pero al final este tipo de secado es mejor para nuestras prendas, ya que se deterioran muchísimo menos. Además algunos de estos modelos incluyen una cesta para colocar la ropa más delicada, como la lana o zapatillas.

¿Cómo funciona realmente una secadora con bomba de calor?

Es difícil de explicar pero se puede resumir en que repite una y otra vez el mismo ciclo. Un ventilador se encarga de que el aire circule por la secadora.

El aire pasa por un calentador y llega caliente al tambor. El contacto del aire caliente con la ropa mojada hace que la humedad se evapore y la ropa se seque.

El aire caliente y húmedo pasa a continuación por el condensador donde se vuelve a enfriar y a secar. A continuación este aire frío vuelve al calentador y el ciclo vuelve a comenzar de nuevo.

Este tipo de secadoras se caracterizan también porque tienen un condensador autolimpiante. Durante el ciclo de secado, el agua de la ropa se aplica sobre el condensador limpiándolo de forma automática y dejándolo libre de pelusas. Esto también hace que la secadora sea más eficiente porque un condensador siempre limpio evita que la máquina consuma más energía para conseguir los mismos resultados.

No obstante, estas secadoras sí que requieren un mínimo de mantenimiento, como es la limpieza del filtro. Pero esto es fácil. Podrás quitar las pelusas con la mano o simplemente pasando el filtro por un grifo de agua caliente.

¿Dónde puedo instalar la secadora?

Se recomienda colocar la secadora dentro de la casa o en una galería cerrada. Los cambios de temperatura pueden alterarla y acortar su vida útil. Dentro de casa, ya sea en la cocina, en un cuarto de lavado o en una terraza cerrada, estará más protegida y la mantendremos en mejores condiciones.

En España hay costumbre de colocarla en la terraza pero realmente no es el mejor sitio. Hay otros países, por ejemplo, donde la encontramos en el baño.

Ésta también puede ser una opción, aunque lo más cómodo es colocarla junto a la lavadora o incluso encima de ella formando una columna. En este caso pon siempre la secadora sobre la lavadora, ya que pesa menos. Así ahorrarás espacio.

¿Cuánto cuesta una secadora? Hemos seleccionado una secadora de la marca Bosch que cumple con estas características. Su precio ronda los 1.000 euros.

Secadora con bomba de calor 8 kilos

Condensador autolimpiante.
• Nivel de ruido 64 dB: el mejor nivel de ruido en clase A+++.
• Condensador autolimpiante: se limpia sólo y mantiene el consumo de energía constante durante la vida útil de la secadora.
• Tambor VarioSoft: seca y cuida tu ropa más delicada gracias a la estructura única de su tambor.
• Protección antiarrugas: el balanceo del tambor protege las prendas y evita la aparición excesiva de arrugas.
• Panel de mando intuitivo: elige fácilmente el programa adecuado para tu colada.

¿Te ha servido este artículo?

Envía un comentario