¿Es importante la bomba de agua?

0

Echas detergente, metes la ropa en el tambor y este gira mientras lava las prendas. Pero, aunque no lo veas, dentro de la lavadora están pasando muchas más cosas. Esta se compone de piezas necesarias para que funcione correctamente, como la bomba de agua de lavadora. Este elemento es fundamental para que la lavadora se llene de agua y también para que desagüe, dos acciones esenciales en el ciclo de la lavadora.

Seguramente nunca hayas oído hablar de ella, ya que no está a la vista como el display o el filtro, pero si alguna vez se te ha estropeado la bomba de agua, rápidamente notarás que algo falla en el funcionamiento de la lavadora. Teniendo en cuenta que este electrodoméstico requiere de agua para su funcionamiento, cualquier incidencia con su entrada y salida afectará a la lavadora. A continuación te dejo los problemas más frecuentes con la bomba de agua de la lavadora.

Problemas más frecuentes.

Existen varias situaciones que enseguida indican que hay problemas con la bomba de agua. Esto no quiere decir que pasen a menudo, pero así podrás identificarlas rápidamente y poder solucionarlo cuanto antes. Antes de que intentes arreglarlo tú mismo, no está de más que contactes con el servicio técnico oficial de tu fabricante y así confirmes con ellos si se trata de un fallo de la bomba de agua de la lavadora. La mayoría de marcas disponen de distintos canales de asistencia (teléfono, web, WhatsApp…) y suelen ser rápidos, así que en pocos minutos podrán realizar un diagnóstico y darte luz verde para que lo repares tú mismo, o enviarte un profesional.

El problema más habitual con la bomba de agua es que la lavadora no desagua. Es decir, al acabar el ciclo, el tambor sigue lleno de agua. Pero la bomba debería haberse encargado de llevarla al desagüe después de haber lavado y aclarado la ropa. Si esto no ha sucedido así, una de las opciones es que el filtro esté obstruido. En este caso solo tendrías que limpiarlo. Aquí te acordarás de todas esas veces que se te ha olvidado comprobar los bolsillos de los pantalones antes de echarlos a lavar… Y es que en el filtro acabarán las monedas, los billetes, los pañuelos de papel, etc. Una vez los quites, en principio el problema estaría resuelto, a no ser que alguno de esos objetos atascados hubiera provocado una incidencia mayor.

Si la incidencia no está en el filtro, seguramente haya que sustituir la bomba de agua por una nueva. Puedes consultar el manual de instrucciones, donde quizá se recojan las instrucciones necesarias paras cambiar la bomba de agua. Si no lo especificaran o no te sientes del todo seguro para hacer la reparación, lo mejor es que llames a los técnicos oficiales. Ten en cuenta que una mala instalación por tu parte que después devenga en otro problema, te dejaría al descubierto con el seguro.

Trucos para el buen mantenimiento de la lavadora.

Ahora que ya sabes qué es la bomba de agua de la lavadora y para qué sirve, también puedes poner de tu parte a la hora de su cuidado. Acuérdate de limpiar el filtro periódicamente porque, además de esos “objetos perdidos” que olvidamos en los bolsillos, también hay ropa que por el tipo de tejido del que está hecha pueden soltar pelusas. Es una comprobación rápida que le puede ahorrar muchos malos tragos a la bomba de agua de la lavadora.

Además, hay otros gestos que alargarán la vida del electrodoméstico. Aunque el servicio técnico oficial es de confianza y siempre estará dispuesto a ayudarte, mejor si todo funciona y no hay que llamar a nadie, ¿verdad? ¡Toma nota!

No metas demasiada ropa, ya que el tambor de la lavadora se vería afectado al no poder girar correctamente. Además, la ropa también se estropearía más por el rozamiento.

-Si vas a lavar prendas con apliques metálicos que pudieran engancharse en los agujeros del tambor o con otras prendas, mételas dentro de una red o bolsa de lavado.

Usa la cantidad de detergente adecuada, pues el exceso de producto requiere aclarados extras y, por lo tanto, más gasto. Si hay poco, la ropa no se limpia correctamente. Para evitar estos problemas son perfectas las lavadoras con sistemas de autodosificación.

-Realiza una limpieza del tambor cada 3-4 meses para prevenir malos olores y hacer que desaparezcan posibles restos de detergente de los lavados anteriores

-¿Sabías que los ciclos fríos suponen un esfuerzo menor para la lavadora? Siempre que puedas y, sin poner en peligro la higiene de la ropa, elige temperaturas bajas.

Envía un comentario