Diseño de cocina en inox

0

Con un diseño cada vez más cuidado, los electrodomésticos se han convertido también en elementos decorativos. Nos hacen la vida más cómoda, pero al mismo tiempo aportan un toque vanguardista a la cocina. Antes, si querías una cocina de última generación, elegías electrodomésticos integrables, ya que estos se camuflan con los muebles, creando un espacio homogéneo y diáfano.

En cambio ahora pasa todo lo contrario. Los electrodomésticos tienen un diseño tan espectacular que queremos mostrarlos, no esconderlos. Hay electrodomésticos de cristal blanco o negro, que brillan como espejos y otros que son de acero inoxidable.

El secreto está en combinar todos los electrodomésticos de la cocina y estos, a su vez, con el resto de muebles.

Aunque son muchos los acabados de los electrodomésticos, en este artículo nos vamos a centrar en el acero inoxidable antihuellas. ¿Por qué es una buena opción?

La primera respuesta es que estos electrodomésticos son realmente bonitos. Eso sí, siempre que los combines con el resto. Quedaría raro que en una misma cocina el frigorífico sea blanco y la lavadora de acero. Pero esto puede ocurrir. Si tienes que comprar todos los electrodoméstico de tu nuevo hogar, será más fácil comprarlos todos del mismo estilo. Pero, ¿y si tienes que cambiar sólo la lavadora y te apetece cambiar de color?

Mi consejo es que apuestes por el color que realmente te guste, aunque en ese momento no combine con el frigorífico o el lavavajillas. Ya llegará el momento de cambiar el resto (todos los electrodomésticos necesitan un cambio tarde o temprano) y de hacer más uniforme tu cocina.

Calidad y buen gusto

¿Cómo son las lavadoras de acero inoxidable?

Lo primero que tenemos que saber es qué es el acero inoxidable, más allá de la evidencia de su nombre. Este acabado se compone de una aleación de acero al que se le añaden otros metales como el níquel. Esta mezcla evita la corrosión al contacto con el oxígeno o la humedad, de ahí que sea una buena opción para los electrodomésticos.

Los electrodomésticos de acero inoxidable tienen dos tipos de acabado: mate o brillante. Eso sí, a los dos se le añade encima una capa protectora antihuellas, imprescindible en los electrodomésticos sobre todo en aquellos que utilizamos con frecuencia como el frigorífico.

No hay nada más feo que un frigo o un lavavajillas repleto de huellas y manchas. Nos obligaría a estar limpiándolo continuamente y eso no es plato de buen gusto.

En cambio, la combinación del acero inoxidable con la capa antihuellas consiguen todo lo contrario: una limpieza fácil. Esto es así porque es un material liso, nada poroso, que podremos limpiar fácilmente pasando un paño húmedo.

Los fabricantes venden también un producto especial para este tipo de acabado. Si no, siempre podemos utilizar un jabón neutro. En cualquier caso, para los electrodomésticos de acero inoxidable es más importante conocer los productos que en ningún caso se pueden utilizar. Están totalmente prohibidos los detergentes abrasivos. Esos deben mantenerse bien lejos del acero inoxidable, si queremos que no los estropeen.

Además aguantan mejor el paso del tiempo. En definitiva, este tipo de acabado resiste mejor la humedad y las temperaturas extremas, tanto el frío como el calor, manteniendo siempre el brillo.

Las marcas de electrodomésticos tienen una gama completa de aparatos de acero inoxidable. Balay, por ejemplo, ofrece desde frigoríficos combis y americanos hasta lavavajillas o lavadoras con este acabado.

Esta lavadora de acero inoxidable no sólo destaca por su diseño, también lo hace por los programas más innovadores.

Dispone de un sensor 3 G

Cuando la ropa no se distribuye bien dentro del tambor, estas máquinas producen vibraciones y ruido durante el centrifugado. Para corregirlo, estas lavadoras están equipadas con un sensor 3G que mantiene centrada la carga. Así la ropa siempre sale con el nivel de humedad adecuado.

Cuenta además con un programa específico para lavar almohadas, edredones, colchas… Aceptan hasta 2 kilos de tejido con relleno. Así no tendrás que llevar estos artículos a una tintorería, podrás lavarlos en casa sin problema.

Si lo que quieres es lavar tus prendas deportivas, también podrás hacerlo. Estas lavadoras tienen un programa “sport” diseñado para ellas. Estas prendas no suelen tener grandes manchas, por lo que el ciclo de lavado es rápido.

El tratamiento que reciben durante el lavado evita además la formación de arrugas. Así no tendrás excusa para no ir todos los días al gimnasio (siempre puedes inventarte otra).

Además tienen otra función muy práctica. ¡Cuántas veces te has preguntado cuánto tiempo le queda a la lavadora para terminar! Siempre es una incógnita, sobre todo si la pones por la noche y estás esperando a que termine para tender y poder irte a dormir.

Estas lavadoras tienen un display donde muestra el tiempo restante para que el programa finalice. ¡Es un pequeño detalle pero un gran acierto!

Envía un comentario